martes, abril 17, 2007

Consejos

He leído el artículo en el que el concejal Severino Yago nos ilustra sobre la vivienda en Torrent. Bueno, a decir verdad he de reconocer que lo leí poco: pasé de puntillas por la amalgama de farragosas cifras y retuve únicamente las puyas con que obsequia a la candidata del PP. Meter el dedito en el ojo del adversario es lo más divertido que tienen las campañas electorales. El personal cambia poco de voto, pero se lo pasa en grande.

Severino se ha sofisticado en la crítica. Con elegancia, desde una pose casi paternalista el regidor socialista deposita ahí con mimo su frase: no es que quiera polemizar con María José Catalá, no, qué va; lo que busca sencillamente es “colaborar en su preparación como futura concejala del ayuntamiento”. Una especie de Escuela de Concejales bajo la batuta del "desinteresado" edil. Caramba con Severino. Luego dicen de los periodistas. Hay consejos que los carga el diablo y ese gentil ofrecimiento es decirle a la candidata popular que se disponga a esperar sentada la alcaldía por cuatro años. Como mínimo.

Yo una vez di consejos envuelto en la euforia. Fue hace años, al concluir un partido de fútbol. Había metido la friolera de siete u ocho goles y, ufano, me puse a repartir sugerencias y recomendaciones a todo el que se me ponía por delante. Hasta que llegó el entrenador.
- Tú, muchachito, deja de pavonearte, me dijo. Eres de lo peorcito que he visto jugando. Un zote. Apenas si te alcanza para saber que el balón es esférico. O sea, que baja el labio.
- Entonces, si soy tan malo, ¿a qué tantos goles?, protesté, herido.
- Porque si tú eres penoso, a los que tenías enfrente no había por dónde cogerlos. Pero eso no dice nada bueno de ti.

Desde entonces, me lo pienso.

(Podéis hacer vuestros comentarios en torrentenunblog@gmail.com)

1 Comments:

Anonymous Caperucita said...

Ja ja ja ja ja ja ja. Es uno de los comentarios más divertidos y cargados de frina ironía que he leído en los últimos tiempos.

1:32 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home